Verano en el Panamericano: Bariloche, Corrientes y Buenos Aires

2 de febrero, 2017 - Buenos Aires Turismo y Hospitalidad

En la época más cálida del año, el Panamericano ofrece experiencias únicas para disfrutar del buen clima.

Ubicado en el corazón de la ciudad, frente al Obelisco y al Teatro Colón, en el Hotel Panamericano Buenos Aires es imposible no perderse en la cultura porteña. En época de noches cálidas para caminar la avenida Corrientes, el hotel es un respiro de confort y excelencia en servicio. Cuenta con 300 habitaciones de lujo, 20 salones elegantes para eventos, un indoor golf y el sector Opera Prima, formado por cinco pisos impactantes para el huésped más exigente. Desde la terraza, declarada Mirador de la Ciudad, puede vislumbrase una de las postales de Buenos Aires más famosas en todo el mundo. A su vez, cuenta con dos restaurantes exclusivos, La Luciérnaga y el galardonado Tomo 1, con una propuesta gastronómica imperdible, y un bar irlandés, el Celtic Pub, que cuenta con uno de los pocos espacios para fumadores de la ciudad.

Nivel 23 (2)

En Bariloche, el Hotel Panamericano tiene con una ubicación inmejorable, con accesos a los puntos panorámicos, para disfrutar del verano entre cabalgatas, escaladas, trekking y tranquilos paseos en los bosques. Cuenta con el lujo sobrio del sur argentino y sus 161 habitaciones tienen en su mayoría una exquisita vista al lago Nahuel Huapi. Para los viajeros que vengan a esta “ventana a la Patagonia” en busca de estilo y relax, el espectacular Mineral spa de Montaña del hotel se asoma al lago con tratamientos exclusivos basados en la energía de la cordillera, utilizando piedras y hierbas de los Andes, sala de hidroterapia, cromoterapia y fangos remineralizantes, además de un área de “chill out” para descansar, entre tantos otros servicios.

16195346_1754045984913471_3619335082693202785_n

En Corrientes, el cambio de estación invita a descubrir la ciudad por sus parques colmados de naranjos, ceibos y jacarandas, sus calles con edificaciones coloniales y sus magníficas iglesias. Desandar la costa del Paraná y disfrutar de la cálida brisa, animarse a sus playas. Con un servicio que permite combinar a la perfección trabajo y placer, el Gran Hotel Guaraní es la mejor opción para comenzar el recorrido por el litoral, conocer sus ríos, sus esteros y sus lujosos carnavales. Cuenta con 151 habitaciones y 5 salones exclusivos con gran capacidad para eventos y convenciones, además de contar con un sector de piscina, sauna y relajación. En época de pesca, se destaca su restó Anahí, en donde se encuentran los mejores sabores del norte del país.